Por Manuel Ayala

Luego de la protesta que algunas integrantes del colectivo ruso de punk feminista Pussy Riot, realizaran invadiendo el campo de juego del Estadio Luzhniki, Rusia, en donde se disputaba la final del Mundial de Futbol entre Francia y Croacia, compartieron en sus redes sociales una rola titulada “Track About Good Cop”, en la que piden el actuar del “buen policía”.

Una petición que vienen realizando desde hace varios años, debido a que señalan que “En Rusia, no existe el Estado de Derecho y cualquier policía puede interrumpir tu vida sin ninguna razón. El Mundial de la FIFA demostró cómo de bien pueden comportarse los policías, pero ¿qué pasará cuando acabe?”.

De igual manera, compartieron un pliego petitorio en el que exigen al gobierno de Rusia, encabezado por Vladimir Putin, que liberen a los miembros Olga Pahtusova, Olga Kuracheva, Nika Nikulshina y Peter Verzilov, quien recibieron como pena el encarcelamiento durante 15 días, luego de laacción “La policía ingresa al juego” que realizaron durante la Copa del Mundo.

Otros puntos que integran el pliego son:

– Que se libere a Oleg Sentsov, “un cineasta ucraniano condenado a 20 años de cárcel en 2015 después de ser declarado culpable de incendiar dos oficinas en Crimea, una de ellas perteneciente al partido gobernante ruso, después de que Moscú se anexionara ese territorio” (bbc.com). y a otros presos políticos.

– No encarcelar a la gente por “me gusta” y reenvíos en redes sociales.

– Parar las detenciones masivas en mítines políticos.

– Deja de joder con Navalny.

– Que se deje de encarcelar a tanta gente por razones del artículo 228 del Código Penal, que tiene que ver con los delitos por drogas.

– Cancelar el artículo 282 del Código Penal ruso (“extremismo”, uno de los principales artículos delictivos políticos).

– Que se respete la libertad de expresión en Rusia.

– Dar un canal de televisión federal a un medio de comunicación activista “Mediazona” (zona.media).

En el año 2012, tres miembros de Pussy Riot fueron encarcelados “por llevar a cabo una protesta contra el presidente Vladímir Putin en una iglesia, y desde entonces la banda se ha convertido en un símbolo contra el Kremlin”, acción que cobró reelevancia internacional:

Pussy Riot vs la ortodoxia de Putin: A propósito de su presentación en el VL18